Connect with us

La Poesia

Poesía

Tregua

Mi corazón clama una tregua.

Que no puede más, declara,

que está harto de llenar mis venas de sal.

Solo pide que vuelva la cordura a las personas,

que sus delirios vomiten

la parte de realidad que decidieron engullir.

Que tomar resoluciones nunca fue lo suyo,

que las decisiones no tienen que correr por su cuenta,

dice el muy impostor,

que solo se dedica a tirar la piedra y esconder la mano,

y con esa mano que esconde

aprovecha para escarbarme y retorcerme el interior.

Que le mutilen los dedos, suplico,

que le desmembren rápido, imploro.

Pero nada, él sigue ahí,

bombeando sin piedad,

quejándose sin solución

 y lanzando alaridos que solo los perros son capaces de oír.

 

Yo quería ser poet(is)a hasta que me di cuenta de que era demasiado feliz.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

More in Poesía

To Top