Connect with us

La Poesia

Contracorriente

Poesía

Contracorriente

Aquel día me levanté de la cama
con ganas de hacer
algo diferente.

Castillos de arena
bajo el agua
o pintar un cuadro
con las manos
sobre el lomo de un erizo.

Comer,
por ejemplo,
un bocadillo de beicon
de unicornio
y vomitar luego
estrellas de colores.

De beber algo azul.

De coleccionar planetas
en un tarro de cristal.

Surcar el cielo
en una alfombra voladora,
llamar a la puerta del horizonte
y salir corriendo cuando abran.

De escuchar un disco al revés
y no entender nada.
O entenderlo todo.

Escribir una canción
con notas inventadas
y versos imposibles.

O una historia
donde siempre ganen los malos
y la princesa
no sea rescatada.

Subir a la Luna
a leer un libro
y tirarlo
por encima del hombro
al terminar.

Ver como la lluvia sube
desde los charcos
hacia el cielo
y cómo los árboles crecen
hacia abajo,
dejando sus raíces al aire.

De ver a los gatos ladrar
y a las flores volando
detrás de las abejas.

Hacerme un sombrero del aire
y que nunca,
nunca
haga frío.

Continue Reading
You may also like...

Un loco que empezó con escritura emocional y automática hasta que un día Jesús Urceloy hizo explotar su cabeza y le descubrió que tal vez llevaba algún tiempo escribiendo poesía sin saberlo. Ha escrito su primer poemario, que está pendiente de publicación, y sigue delirando versos sobre el papel en blanco siempre que su (maldita) musa se lo permite.

2 Comments

2 Comments

  1. Dario

    19 febrero, 2019 at 12:40 pm

    Podria ser la letra de una bonita canción

    • Daniel Mustieles

      19 febrero, 2019 at 2:33 pm

      Dentro de poco publicaré en mi canal de Youtube un vídeo recitando este poema y música de fondo… no es lo mismo, pero será bonito igualmente.

      Gracias Darío por tu comentario! 🙂

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

More in Poesía

To Top